Tortilla de maíz Mexicana

En México, la tortilla es la base de la comida y de la vida: ¡Sin tortilla no se come!

La masa de maíz nixtamalizado casera, se realiza con maíz seco de color blanco, amarillo u otro. Por cada libra de maíz (450 g) se utiliza un litro de agua y media cucharada de cal (hidróxido de cálcio en polvo).

Preparación: Se coloca en una olla el agua y se disuelve la cal. Se agrega el maíz y se pone a cocer a fuego normal, revolviendo con cuchara de madera. Cuando empieza a hervir se apaga el fuego, se tapa la olla y se deja enfriar y reposar toda una noche. Este proceso de cocer el maíz con cal se llama “nixtamalizado”. Luego, se enjuaga el maíz dos o tres veces, quitándole la piel suelta, hasta que los granos estén bastante blancos y el agua se vea limpia y transparente. Colar y quitar toda el agua. Ahora el maíz está listo para moler en máquina procesadora o metate (mortero tradicional mexicano de piedra tallada de forma rectangular). Moler el maíz en pequeñas cantidades varias veces hasta lograr una textura fina. Agregar agua si es necesario. Luego amasar la preparación logrando una masa homogénea. Separar en pequeñas bolas y aplastar con las manos, palo de amasar o máquina aplastadora. Poner la tortilla sobre un sartén o plancha de hierro caliente, cociendo vuelta y vuelta y listo! 

Cerrar Menú